Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘Microleyendas’ Category

Cuenta una leyenda que siendo desterrado el Cid por el rey de Castilla Alfonso VI y teniendo que salir de Burgos, sin dinero para pagar la mesnada que debía acompañarle al exilio, se dirigió a la casa de dos judíos burgaleses para pedirles un préstamo. A cambio les dejo un cofre que aseguraba, estaba repleto con las joyas de su familia, mucho mas valiosas que la cantidad que les había solicitado. Pidió el plazo de un año para devolver los solicitado, pero a cambio, respetando su honor, no debían abrir el cofre a no ser que pasara el año sin que hubiese vuelto y saldado su deuda.

Unos dicen que paso el año, volvió a tiempo y devolvió el dinero, recuperando el cofre que en realidad estaba repleto de piedras. Otros dicen que nunca paso a pagar su deuda y cuando abrieron el cofre, los judíos descubrieron que habían sido burlados. Lo cierto es que los judíos nunca pudieron hacerse con las joyas prometidas por el Cid.

Este blog trata de Historia, leyendas y realismo fantástico. Si te gustó esta entrada y no quieres perderte las siguientes, suscríbete.

Read Full Post »

hqdefault.jpg

Cuentan las leyendas del norte de Europa que en las minas abandonadas viven los knockers o enanos mineros. Estos seres de baja estatura, que suelen estar vestidos con ropas de minero y delantares de cuero, conocen no solo las vetas de mineral sino que están dispuestos a revelárselas a aquellos humanos que les resulten simpáticos.

En muchas zonas de Europa, se considera de buena suerte escuchar a los knockers en su trabajo, y de hecho, muchos mineros han encontrado ricas vetas de oro y plata siguiendo el sonido de los pequeños picos. Los knockers también presagian a veces malas noticias, contándose que cuando va a morir un minero, advierten a los familiares de estos, yendo de noche a su casa y dando fuertes golpes hasta el amanecer.

 

Este blog trata de Historia, leyendas y realismo fantástico. Si te gustó esta entrada y no quieres perderte las siguientes, suscríbete.

Read Full Post »

pintura-bierstadt-tormenta

Cuenta una leyenda popular que estando recién terminada la creación, salió Dios de paseo para admirar el resultado de su trabajo. Por el aquel entonces el mundo era plano y liso y Dios se aburrió de contemplarlo al poco tiempo. Cogió entonces una bolsa que llenó de piedras y cuando le apetecía arrojaba una. Nada más tocar el suelo, la piedra crecía y crecía hasta convertirse en una montaña. Cuando paseaba por la zona  que hoy separa España de Francia a Dios se le reventó el saco dejando a su paso un reguero de piedras que se convirtió en la larga cordillera que hoy llamamos los Pirineos.

Este blog trata de Historia, leyendas y realismo fantástico. Si te gustó esta entrada y no quieres perderte las siguientes, suscríbete. 

Read Full Post »